¡Los Deseos!

Ciertos deseos son positivos. El deseo de felicidad, por ejemplo, es algo correcto. El ser humano llega a un punto en que sus deseos son insensatos. “Quiero esto, quiero aquello”. Y en estas dos frases se resume lo que somos como sociedad.

La satisfacción, por sí sola, no puede determinar si un deseo o acción es positivo o negativo. Un asesino puede experimentar una sensación de satisfacción en el momento de cometer el asesinato, pero eso no justifica su acto.

¡Si uno se deja llevar por el primer deseo, por ese impulso inicial, nuestra alma y espíritu se quedan vacíos! 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: